A todos nos ha pasado que de pronto nos damos cuenta de que tenemos demasiadas cosas en casa. Es en ese momento cuando algún conocido nos menciona el término “trasteros” y muchas veces, ni siquiera sabemos a qué se refiere. Si piensas que simplemente es un espacio que rentas para almacenar tus cosas, te falta una parte importante de la ecuación. Eso es porque al alquilar un trastero firmas un contrato, es decir, hay asuntos legales y abogados involucrados. Bueno, pero descontando ese asunto legal, la función básica de un trastero es ofrecerle a las personas un lugar seguro para almacenar las posesiones que no tienen dónde poner, ya sea de su casa o de su trabajo, cosas que no necesitan de forma cotidiana, es decir, aquello que acumulamos, guardamos, o simplemente, no queremos deshacernos de ello. La mayoría de los trasteros en Madrid o en otras grandes ciudades españolas ofrecen almacenes en distintos tamaños. Entre más espacio requieras, mayor será la renta que vas a pagar. Los contratos, normalmente son mensuales. Las mejores instalaciones son aquellas que cuentan con control de clima y que pueden mantener constantes la temperatura y la humedad. Otras características comunes de los trasteros son:

  • Estacionamiento para almacenar campers y botes.
  • Entradas automáticas con acceso electrónico.
  • Cámaras de vigilancia y estaciones de monitoreo.
  • Alarmas en cada trastero.
  • Elevadores para trasteros con diversos pisos.

Algunos trasteros te ofrecen también camiones de mudanza al momento de cerrar el contrato, para que puedas trasladar tus cosas a tu trastero.

¿Qué personas utilizan los trasteros? La mayoría son usuarios particulares. Los negocios también alquilan trasteros, pero la proporción es mucho menor. Personas que se mudan mucho, personas que tienen un familiar cercano que acaba de fallecer, miembros del ejército… las razones para necesitar espacio adicional son muchas y variadas.

Es difícil decir lo que las personas guardan con mayor frecuencia en este tipo de instalaciones, puesto que hay de todo. Desde ropa y decoraciones de temporada, equipo deportivo, muebles, vehículos. En cuanto a negocios, lo que encontramos son documentos, equipo de oficina, muebles, herramientas, suministros, etc.

Pero, ¿qué pasa si no quieres tener tus cosas a un viaje de carro? Hay personas que se determinan a fabricar su propio trastero, mira el siguiente video y verás que también se pueden obtener buenos resultados:

trastero en casa