Homepage?  

  Posicionamiento en buscadores - Canal empresa - Comunicados de prensaCanal comercial

Canal OK - El portal de Ocio Ocio, Cine, Musica, Cultura

Blog de Marketing online y Posicionamiento web     Microblog de Marketing online     

WEBS RECOMENDADAS:

 

Aberguemax est le spécialiste de voyages educatifs Santander .

-------------------------------
Elisava- escuela ingenieria tecnica industrial en Barcelona.

-------------------------------

 

 
Home Cine Reportajes Cines
Películas Festivales Oscars

SOLO GENTE (ni más ni menos)


Solo gente1999, Color, 100´, Argentina
Dirección y guión: Roberto Maiocco
Montaje: Julio Di Risio
Diseño de producción: Miguel Angel Lumardo
Sonido: Jorge Stavropulos
Música: Martín Bianchedi
Vestuario: Alejandra Erhart
Fotografía: Carlos Torlaschi
Elenco: Pablo Echarri, Lito Cruz, Martín Adjemián, Walter Santana, Ulises Dumont, Cristina Banegas, Toni Lestingi, Rodrigo Cameron, Francisco Corvalán, Mara Bestelli, Mariano Calaos, Sandra Villani, Iris Selasco


Sin exagerar podemos decir que este  filme es una versión agiornada de Darse cuenta, una película nacional que protagonizó Luis Brandoni a mediados de los ochenta y que como esta, por ejemplo, termina con una canción de Silvio Rodríguez. Como diría mi abuela: esto no es malo...pero tampoco es bueno.

Como en aquel entonces se narra la historia de un médico – en este caso recién iniciado – que trata de encontrarle la vuelta a su trabajo entre el compromiso, la profesionalidad, la falta de presupuesto y la vida fuera del consultorio.

El filme de Maiocco está realizado con brocha gorda y se apoya básicamente en la actuación de Pablo Echarri.

Esto se hace evidente en varias escenas y giros del guión. No obstante, a Maiocco se le escapan un par de las poses del actor. Recuerdo una, donde Echarri antes de sentarse a hablar con su compañero de cuarto, parado – con la cámara que lo toma en plano americano -  hasta saca pecho.

La aparición  de Ulises Dumont sólo se justifica en plan de inflar los créditos. La puesta en escena del velatorio del paciente músico es inverosímil por los excesos de su construcción y a decir verdad distrae de su objetivo: hacer ver lo incomprendido que suele ser el trabajo del médico.

También distraen del objetivo los experimentos con la música que realiza nuestro doctor como si fuera una especie de Patch Adams (la de Robin Williams ) vernáculo, muy vernáculo.

En síntesis, ver Sólo gente sin demasiadas pretensiones es la mejor postura para un espectador que quiera salir del cine satisfecho.

Gustavo Camps

 

 
 

Canal OK
"En línea con el ocio"
© Copyright 1994-2013. Todos los derechos reservados.